15 M- Libre Te Quiero

09.01.2013 14:27

 

A raíz del 15 de mayo de 2011, se organizó un movimiento ciudadano, a modo de protesta pacífica, con la intención de promover una democracia más participativa alejada del bipartidismo PSOE-PP y del dominio de bancos y corporaciones, así como una "auténtica división de poderes" con la intención de mejorar el sistema democrático actual. Este movimiento, formado por diferentes agrupaciones sin marcado signo político, aboga por una implicación directa del ciudadano en las decisiones políticas.

"15M-Libre te quiero" es un documental basado en las corrientes populares que tomaron las calles de toda España a cargo del veterano cineasta Basilio Martín Patino (Canciones para después de una guerra), que trata de mostrar con un cámara el espíritu popular de esas jornadas que revelaron el sentimiento de enfado y contrariedad general contra un sistema que ya no funciona. "15-M Libre te quiero" toma su nombre de una canción de Agustín García Calvo que sirve de epitafio para este documental, a modo de reportaje, que se sumerge en esta rebelión pacífica popular de una ciudadanía harta de la situación política imperante, de una crisis económica mal gestionada y de una clase política poco creíble, bastante alejada de la realidad social que vive España.

En la actualidad, el movimiento se organiza a través de asambleas populares abiertas celebradas generalmente en plazas o parques y está estructurado en diversas comisiones (Legal, Comunicación, Acción, Actividades, Barrios, Estatal e Internacional, Información, Infraestructuras, Lenguas de Signos) y grupos de trabajo (Cultura, Educación, Política, Economía, Medio Ambiente, Trabajo Social, Feminismos, Ciencia y Tecnología, Diálogo entre Religiones, Migración y Movilidad, Pensamiento).

Con ello el escritor Roberto B. Gallego, Ro Ver, el anterior 3 de enero cuando se expuso el documental en la sala independiende El Matadero (MADRID), le dedicó unos versos al director Basilio Martín Patino, símbolo de coraje, constancia y corazón.

 

 

 

Basilio Martín Patino,
director de cine español que tras sobrevivir a la censura franquista
continúa con fuerzas para trabajar y retratar las realidades.
 
 
 
 
 
Humildad contra el orgullo impío
 
de tanto antidisturbio sin neuronas.
 
Inventor de vacunas contra el frío,
 
director de mirada faraona.
 
 
Sacerdote en guerra con la iglesia
 
con luz azul en sus venas rojas.
 
Amor sin censura ni anestesia,
 
dictador de un libro de mil hojas. 
 
 
Y cámara y luces y acción,
 
nacimiento de un mundo de ilusión
 
sobre este paraíso de baldosas.
 
 
Largometraje de vida y corazón,
 
en cada escena se inventa un guion
 
y en cada plano regala una rosa.